Share on twitter
Share on facebook
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Vídeo análisis de WRC 10

Nacon y KT Racing nos traen un año más el videojuego oficial de la FIA World Rally Championship para consolas y PC, WRC 10.

Como celebración de los 50 años de la FIA World Rally Championship en 2022, Nacon y KT Racing lanzan WRC 10, que además de ofrecer toda la diversión de la saga y diversas novedades, rinde homenaje a la competición añadiendo eventos clásicos que han ayudado a dar forma a la historia del campeonato que incluyen seis rallies históricos y más de 20 vehículos emblemáticos. Pero esto solo es el principio, ya que también hay ajustes para que la experiencia sea más realista, la posibilidad de crear nuestro propio equipo y más detalles que podréis ver en nuestro análisis.

Lo primero que recomendamos es probar el tutorial de WRC 10 para haceros un poco a los controles, pudiendo como siempre acelerar, frenar, girar a un lado o al otro, activar o desactivar las luces, el limpiaparabrisas, utilizar el freno de mano para derrapar o cambiar de marcha. También contamos con varias cámaras entre las que elegir y, en el caso de sufrir un accidente, un botón de reaparición que nos penaliza con tiempo. Al principio cuesta un poco hacerse a su manejo, teniendo cada vehículo, terreno o condición climática un estilo de conducción a seguir, pero con las indicaciones del copiloto iréis ganando experiencia con cada partida. Si aún así veis que os cuesta demasiado, siempre podéis recurrir a diversas ayudas en conducción o variar su dificultad.

Es un título muy exigente en las dificultades más altas al dejar la parte más arcade para acercarse a la de simulador, donde cada pequeño error se paga caro y puede costarnos un tiempo muy necesario para ganar la etapa. Hay que tener en cuenta factores como la velocidad, el terreno, la superficie, la climatología, la iluminación o el ancho del camino, que a veces es muy estrecho y cualquier fallo de cálculo puede hacer que el vehículo quede estancado o rodando colina abajo. Pero esto no es todo, ya que también toca configurar el vehículo y sus neumáticos para adaptarse a la situación que nos espera, afectando cada daño que recibe a la conducción.

Todo esto no sería así si no fuera por un sistema de físicas y daños muy trabajado, donde podemos sentir como se comporta el coche en diferentes superficies dependiendo del vehículo elegido y su configuración. Cada golpe puede afectar a la dirección o al rendimiento del mismo, y creednos que no hay nada peor que darse de frente en la noche, perder los faros, que la luna se quiebre y tener suciedad, siendo ya bastante difícil conducir en condiciones normales sin estos desperfectos. Es cierto que en este sentido todavía hay bastante margen de mejora, pero en general nos ha gustado.

Nada más comenzar y tras superar el tutorial, os tocará crear vuestro perfil de piloto poniendo un nombre, apellido y elegir vuestra nacionalidad, pasando posteriormente a seleccionar los mismos parámetros de vuestro copiloto y después la dificultad que queréis afrontar. Al llegar al menú podréis ver que hay varias modalidades de juego para WRC 10, ya sean para un jugador, multijugador local o el online.

Para un jugador tenemos el renovado modo Carrera, que nos invita a participar en el Campeonato del Mundo de Rally y gestionar nuestro equipo. Es uno de los modos más destacados al tener una verdadera sensación de progreso y gestionar todo lo referente a nuestro equipo. Tras elegir una categoría, Junior WRC o WRC3, toca fichar o despedir a miembros del equipo con diferentes cualidades y sueldos, configurar el vehículo, ver los objetivos a conseguir, nuestras estadísticas, planear un calendario e incluso invertir en I+D los puntos de habilidad que conseguimos al subir de nivel con la experiencia obtenida.

Comentar también que manejar correctamente el calendario tiene una gran importancia, ya que debemos gestionar los descansos del personal, su formación para que mejoren o las competiciones. Y hablando de competiciones, hay pruebas de constructores para mejorar nuestra reputación, etapas, eventos de condiciones extremas, entrenamientos con los que mejorar nuestra conducción o los eventos de aniversario, que también están disponibles en otras modalidades, entre otras. Son bastante divertidas y alternar entre ellas hace que nunca caigamos en la monotonía. Además hay que tener cuidado con los destrozos del vehículo en los rallies, ya que las reparaciones nos costarán tiempo y dinero para las pruebas.

Junto a este modo tenemos la Temporada, que es bastante similar pero sin tener que preocuparnos por las gestiones del equipo, una Partida Rápida en la que seleccionar una etapa de los 11 rallies disponibles, el vehículo de la categoría que queramos y diversas configuraciones de la carrera para intentar conseguir los mejores tiempos de las tablas de clasificación, y un Editor de Colores para crear varios estilos que podemos aplicar a nuestros equipos con diferentes colores a desbloquear y montones de vinilos que insertamos por capas.

Por otro lado están los modos multijugador, donde encontramos el modo Pantalla Partida local con diferentes configuraciones a elegir para tener una partida a nuestro gusto; Clubes, en el que crear nuestro propio campeonato o participar en el de otros jugadores online; Multijugador Online, con el que crear una partida rápida o unirnos a otros para competir; Copiloto, donde formamos un equipo de piloto y copiloto para enfrentarnos a etapas especiales; y Marcadores que señalan la clasificación actual del rally, los pilotos y los constructores. Por si fuera poco, también encontraréis retos diarios y semanales en los eventos online.

Para finalizar encontraréis Desafíos en los que aceptar retos con unos vehículos y etapas concretas en los que intentar superar un tiempo para conseguir el oro, la plata o el bronce, una Zona de Pruebas o el Entrenamiento, ayudando todas estas modalidades a desarrollar nuestras habilidades de conducción.

El apartado gráfico no está nada mal, encontrando vehículos bastante detallados tanto en el exterior como en el interior que se ven afectados por los daños, escenarios variados que cuentan con biomas bien diferenciados, efectos climáticos vistosos y una iluminación trabajada. Aún con todos ello, hemos encontrado popping, otros defectos gráficos que afean el resultado y creemos que hay margen de mejora en las físicas para que la experiencia sea más realista. Nosotros hemos podido jugarlo en PS5, donde el DualSense ha sido bien aprovechado para simular las distintas superficies con la vibración háptica y los gatillos adaptativos hacen sentir la dureza del acelerador y los cambios de marcha.

En el sonoro tenemos melodías que acompañan bien nuestra navegación por los menús, una buena recreación del sonido de los motores, una ambientación que le sienta genial a las carreras y diferentes idiomas para el doblaje de los copilotos, entre los que se encuentra el castellano.

Como conclusión, WRC 10 es un simulador que una vez más ha sabido proporcionarnos un producto divertido y variado gracias a sus distintas modalidades de juego, entras las que destacan el modo Carrera y las diversas pruebas relacionadas con el Aniversario. Los controles y las físicas han mejorado respecto a lo visto en el pasado, si bien todavía pensamos que pueden dar más de sí. Con esto hacen que sea un título entretenido pero que requiere un periodo de aprendizaje tanto para los novatos como para los expertos.

Si os gusta la competición, WRC 10 ofrece una vez más diversión por encima de todo, con montones de contenidos que aseguran multitud de horas de juego y que además se irán ampliando en un futuro.

Vídeo análisis de Rustler

Provoca el caos con el nuevo título de Jutsu Games y Modus Games, que cuenta además con lanzamiento físico por Tesura Games, Rustler.

Vídeo análisis de The Medium

Viaja entre dos realidades para resolver el misterio con el debut del nuevo título de terror de Bloober Team para PlayStation 5, The Medium.

Salir de tu cuenta
Accede a tu cuenta