Compartir en twitter
Compartir en facebook
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram
Compartir en email

Vídeo análisis de Aeterna Noctis

Afronta la eterna lucha entre la luz y la oscuridad en el nuevo juego de acción y plataformas de Aeternum Game Studio, Aeterna Noctis.

El equipo de desarrollo español Aeternum Game Studio nos trae su primer título, un desafiante juego de acción y plataformas en 2D de estilo metroidvania que pondrá a prueba toda vuestra habilidad a los mandos, Aeterna Noctis. Con un apartado gráfico dibujado a mano muy cuidado, un sistema de progresión tremendamente satisfactorio y una dificultad perfectamente ajustada, os invitamos a descubrir un gran exponente del género en nuestro análisis.

Su historia nos habla sobre Caos, un dios supremo que creó el mundo de Aeterna  y a todos sus habitantes, nombrando a gobernantes para dirigir cada una de sus naciones. Pero estos seres no tardaron demasiado en buscar el dominio de Aeterna, agrupándose en dos grandes facciones: Luz y Oscuridad. Dada la situación, Caos enfureció y lanzó una maldición sobre los reyes de ambos contingentes, nombrándolos como el Rey de la Oscuridad y la Reina de la Luz, y los condenó a luchar entre sí hasta el fin de los días para restaurar el equilibrio. Ahora, en el papel del Rey de la Oscuridad, nos toca encontrar los siete fragmentos del Altar de los Reyes repartidos por el mundo para recuperar su poder y ascender a los cielos para afrontar su destino.

Es un argumento interesante en el que iréis profundizando cada vez que consigáis uno de los fragmentos a través de escenas narradas en castellano de gran calidad, conociendo además detalles de todo lo sucedido al conversar con ciertos personajes repartidos por el mundo, como el Cronista. Y tranquilos, no hay demasiados momentos de este estilo, por lo que el ritmo de la aventura no decae en ningún momento. Se agradece también encontrar referencias a otros juegos del género escondidas de manera sutil.

Las mecánicas son uno de los puntos fuertes de Aeterna Noctis, estando ante un juego de acción y plataformas con un enorme mundo a explorar. Al principio solo podemos desplazarnos lateralmente, saltar, atravesar ciertas plataformas y atacar, con un ataque hacia abajo que nos permite impulsarnos en determinados objetos y enemigos, pero no tardaréis en ganar nuevas habilidades que amplían sus posibilidades, tales como un impulso, la capacidad de rebotar y deslizarnos por las paredes, lanzar flechas o activar un escudo. Para conseguirlas debemos hacernos con unas llaves que dan acceso a las diferentes salas del desafío de los reyes.

Comentar que, al acabar con los enemigos, conseguimos sangre que podemos utilizar para rellenar una porción de vitalidad una vez lleno su indicador, y de vez en cuando pociones que tienen la misma utilidad. Al igual que el resto de elementos estos se pueden mejorar, ya sea obteniendo depósitos de sangre que nos permiten tener más reservas o espacio para más pociones. De los rivales también conseguimos experiencia con la que subir de nivel y obtener puntos de habilidad a invertir en un completo árbol que se divide en cuatro secciones: destrezas del personaje, habilidades de luz, de oscuridad y otras centradas en las flechas.

Cuando el protagonista muere perdemos su fragmento de alma y permanece en el lugar o enemigo que nos derrotó hasta que volvamos a recogerlo. Recuperarlo cuanto antes es esencial, ya que ahí se encuentran todos nuestros viales de vitalidad y la experiencia acumulada y, si no la llevamos encima, no recibimos ningún tipo de experiencia por parte de los enemigos derrotados y no podemos usar dichos viales. Por otro lado, hay Fragmentos de Espejo del Alma ocultos en sus diferentes localizaciones y, al descubrir cierta cantidad y llevarlos hasta su sala, somos recompensados con ciertos extras interesantes. Además hay fragmentos de corazón escondidos por los escenarios con los que aumentar un punto nuestra vitalidad al conseguir un total de tres.

El equipamiento también gana una gran importancia en los tramos más avanzados de Aeterna Noctis. A lo largo del viaje encontraréis gemas que podéis equipar para obtener efectos beneficiosos (con hasta seis ranuras a desbloquear), diferentes armas a utilizar que os vendrán mejor o peor según el tipo de enemigo y otros extras que descubriréis cuando hayáis avanzado lo suficiente.

En cuanto a enemigos, hay mucha variedad por cada zona. Descubrir cuanto antes sus fortalezas y debilidades puede suponer una gran diferencia entre la vida o la muerte, donde hasta la más simple criatura puede acabar contigo sin darte cuenta. Mención especial merecen unos desafiantes jefes con muchos patrones diferentes de movimiento que deberéis aprender al dedillo para salir victoriosos.

Los escenarios de Aeterna Noctis son gigantescos y laberínticos, con montones de rutas a recorrer, secretos, enemigos, jefes o tareas secundarias a realizar. Están llenos de trampas y zonas de plataformeo donde tendréis que ser milimétricos a la hora de realizar cada movimiento si no queréis morir. Es un aspecto puede llegar a desesperar en algunas ocasiones, pero tremendamente satisfactorio cuando se supera el reto que nos plantea. Como hemos comentado, no podemos acceder a todas las zonas en un primer momento, así que toca volver en un futuro cuando tengamos la habilidad adecuada disponible.

Importante comentar que el mapa no está disponible desde el primer momento, sino que debemos comprárselo a un vendedor ambulante que encontraréis en cada una de las 16 zonas, el cual también vende otros objetos interesantes e incluso el posicionamiento de los coleccionables a cambio de una sustanciosa cantidad de dinero.

Para que todo resulte más asequible tenemos farolas que sirven como puntos de control, en las que reaparecemos una vez se agota toda la vitalidad. De vez en cuando también encontraréis tronos con los que podéis teletransportaros de unas zonas a otras con rapidez, equipar las gemas y reasignar los puntos de experiencia obtenidos para adaptaros mejor a cada situación.

Como veis, es un juego en el que hay mucho por hacer, dando la duración de la campaña para unas 20 horas de juego que pueden irse por encima de las 50 si os dedicáis a realizar todas sus tareas opcionales, descubrir los secretos de los escenarios y haceros con todos los coleccionables, como unas partituras musicales. Hay alguna que otra sorpresa interesante, pero preferimos que las descubráis vosotros mismos.

En el apartado gráfico tenemos personajes y criaturas bien diseñadas y animadas, junto con localizaciones muy variadas cargadas de detalles y con biomas diferentes, todo ello dibujado a mano con mucho mimo, aunque lógicamente algunos elementos se repiten por zonas. Los efectos están muy cuidados y en general funciona con fluidez para que la jugabilidad no se resienta. Como mayor pega diremos que a veces hay lugares en los que podemos morir que no se distinguen demasiado bien del resto de elementos de los escenarios, si bien os acostumbraréis tras unas partidas.

En el sonoro tenemos una gran cantidad de melodías creadas por Juan Ignacio Teruel Torres para ambientar a la perfección cada uno de los momentos que vivimos en la aventura, aportándole estos mucha epicidad y variedad al juego. Los efectos están muy cuidados y el doblaje nos llega en castellano para la narradora (con la voz de Nuria Mediavilla), aunque los personajes hablan otro idioma mientras los textos de los bocadillos aparecen en español.

Como conclusión, Aeterna Noctis ha sido una grata sorpresa, con un gran control sobre el personaje, un sistema de progresión muy cuidado y secciones de acción y plataformeo tan desafiantes como gratificantes una vez superadas. Los escenarios son gigantescos y hay muchos secretos y coleccionables a descubrir que proponen un reto a la altura para el jugador. Además es un juego que se disfruta mucho más según avanzamos y conseguimos nuevas habilidades. Hay ciertos detalles mejorables, como el sistema de apuntado con las flechas o algunos elementos que no se distinguen bien en los escenarios, pero no son problemas que empañen el gran resultado final.

Un título que, sin duda, se suma  a los grandes del género para poner a prueba la destreza de los jugadores, día tras día…

Vídeo análisis de Chorus

Un nuevo y oscuro universo lleno de peligros os espera en el nuevo shooter espacial de Fishlabs y Deep Silver, Chorus.

Salir de tu cuenta
Accede a tu cuenta